Las 4 mejores tobilleras

Las lesiones de los tobillos, especialmente los esguinces, son muy comunes ya que pueden ocurrir por muchos motivos. Basta con un segundo y una posición apenas incorrecta del pie para sufrir de una torcedura grave. Esto es tan cierto que en Italia se estima que suceden aproximadamente 5000 esguinces de tobillo por día.

Afortunadamente las tobilleras para esguinces proveen el soporte extra que se necesita permitiendo de esta forma que el tobillo se recupere más rápido sin la necesidad de usar dispositivos incómodos o voluminosos.

Pero, ¿cuál es la tobillera que mejor se adapta a nuestro caso?

En este artículo compararemos algunos de los productos más exitosos del mercado en línea y analizaremos el tema en profundidad a fin de poder identificar la mejor tobillera para esguince y permitirte elegir aquella más indicada para el tratamiento de tu problema según su causa. 

¿Cuál es la mejor tobillera?

Las tobilleras pueden ayudarnos de muchas formas después de una lesión tal como veremos a continuación.

Una de las principales funciones de las tobilleras para esguinces es proteger la zona durante la recuperación, es por ello que antes de comprar una será necesario considerar aspectos muy personales como la talla y el modelo adecuados para nosotros, nuestras características físicas y el tipo de problema que tenemos en el pie; todo ello sin dejar de lado los materiales con los que está fabricada la tobillera y por último, pero no menos importante, su precio.

Para ayudarte a tener claros todos estos importantes aspectos hemos elegido una lista de las mejores tobilleras para esguinces disponibles en línea, las cuales compararemos en cuanto a características y calidad. 

Veamoslas en detalle: 

1. Tobillera Aircast Donjoy

Tobillera Aircast A60, disponible en blanco o...

Este bello modelo de tobillera con bandas elástica cruzadas cuenta con refuerzos laterales y está fabricada con material transpirable Breath-O-Prene el cual favorece la aireación y facilita el uso incluso cuando se está en movimiento.

Es un modelo muy recomendado para retomar la actividad deportiva o incluso los movimientos cotidianos, hasta los más sencillos.

El soporte interno con un ángulo de 60 grados previene nuevas lesiones de los tobillos y es, de hecho esta angulación la que protege el tobillo de la mejor manera.

El diseño ergonómico y perfectamente anatómico está pensado para envolver la articulación sin dañar la piel o bloquear la circulación. Mantiene el talón descubierto para favorecer la propiocepción. 

Este modelo Aircast puede usarse también para realizar deportes intensos ya que es muy resistente, ligero y poco voluminoso capaz de mantener el tobillo estable sin limitar su movilidad.

Está particularmente indicada en el caso de tobillos débiles secundarios a lesiones graves que dañaron la articulación dejándola inestable. Cuando se usa para recuperar la movilidad se debe combinar con ejercicios de fisioterapia. 

Ver en AMAZON


2. Tobillera ajustable Fyshop

Tobillera Estabilizadora Protector Compresión...

Una linda tobillera con fajas elásticas completamente ajustables para generar el grado de compresión adecuado en los puntos justos.

Puede usarse en cualquier de los dos pies siendo lo suficientemente ligera y flexible como para usarla con cualquier tipo de calzado, especialmente si este es deportivo. Una opción óptima, de hecho, para realizar deporte así como para recuperar la movilidad después de una intervención quirúrgica o una larga convalecencia.

Las bandas elásticas ajustables son muy útiles para controlar la retención de líquidos en la zona a tratar gracias a que en conjunto con el movimiento del pie genera un masaje que ayuda a evacuar el líquido, reduciendo así la inflamación.

Es muy cómoda de llevar gracias a que algunas de sus partes están fabricadas con silicón anti resbalante para máxima comodidad durante los movimientos. Es muy versátil pudiendo ser usada para tratar esguinces, torceduras, lesiones graves de los ligamentos, recuperación después de una fractura o simplemente como soporte en el caso de tobillos inestables así como para mantener la articulación firme durante actividades físicas intensas tales como el running, básquet o vóley. 

Ver en AMAZON


3. Tobillera con barras laterales de soporte Bracoo

Bracoo FP30 I Tobillera Neopreno Ajustable con...

Esta tobillera con refuerzo cruzado está disponible en dos medidas, S – M (hasta 25 cm) y L – XL (hasta 30 cm). Cuenta con dos barras laterales curvas de acero que maximizan la estabilidad y el soporte de los tendones.

Es una opción muy válida para la recuperación de músculos y tendones así como para estimular la circulación sanguínea; además son muy útiles para reducir la inflamación y regenerar los tejidos dañados. 

Está fabricada en neopreno transpirable y es libre de látex; en general los materiales son ideales para la rehabilitación de la articulación ya que sus microporos favorecen la circulación de aire lo cual evita que se acumule humedad que a su vez podría favorecer el desarrollo de infecciones además de controlar el mal olor. Por otra parte el neopreno mantiene el área caliente sacando el máximo provecho de sus propiedades térmicas.

Puede ser usada en cualquiera de los pies indistintamente, las cinchas elásticas, delgadas pero resistentes, pueden ajustarse en torno a toda la circunferencia del tobillo y no se desgastan aún cuando tengamos que realizar varios ajustes a lo largo del día. 

Ver en AMAZON


4. Tobillera Thuasne Sport

Protección de tobillo Thuasne Sport - Negro -...

Una tobillera rígida y de compresión media que cuenta con un entramado elástico viscoso que ejerce presión de manera uniforme sobre toda la articulación para comprimir y masajear al mismo tiempo.

Está diseñada para dar confort, especialmente en el área de los maléolos mientras se retoma una actividad deportiva luego de un accidente o una cirugía.

Está disponible en tallas de la S a la XXL, no es voluminosa y puede usarse fácilmente con cualquier tipo de calzado cómodo. Ejerce compresión pero nunca bloquea la circulación.

Se pone y se quita tal como una media siendo muy práctica incluso para quienes necesitan llevarla en su bolso para usarla únicamente en momentos particulares del día como por ejemplo al realizar algún deporte para no correr el riesgo de luxaciones o lesiones accidentales de la articulación.

Es excelente para quienes realizan actividades muy intensas como carreras, básquet o tenis así como para quienes requieren un tutor que pueda seguir los movimientos del pie sin apretar, moverse o deslizarse de su posición, incluso si hay roce con el calzado. 

Ver en AMAZON


¿Para qué sirve una tobillera?

Jellas Tobillera Soporte para Tobillo Ajustable...

Una tobillera para esguinces sirve antes que nada para mejorar el proceso de recuperación pero… ¿cómo? 

Veamos:

  • Dan soporte al tobillo mediante una combinación de compresión, estabilización y calor
  • Evitan que el tobillo sufra nuevos daños al mantenerlo en posición recta
  • Reduce el dolor y el riesgo de nuevos daños

Tipos de tobillera

tobillera

Tobillera tipo calcetín

Son una variante ligera y cómoda de las tobilleras rígidas, resultan ideales para lesiones leves o calambres.

Puede ser usada también mientras se practica deporte ya que ofrecen cierto nivel de soporte sin ser muy voluminosas ni limitar el movimiento, de hecho el tobillo se mueve libremente.

Además son ideales para evitar lesiones adicionales y proveer un soporte leve durante la recuperación.

Son fáciles de colocar, se pueden poner y quitar a placer. Existe también una versión con bandas cruzadas que ofrece un poco más de soporte además de compresión regulable, ideal para tobillos débiles, rígidos o adoloridos. 

Tobillera tipo faja

TOVIKI Tobillera Deportivas Estabilizadora Doble...

Estas tobilleras para esguinces son similares a las tipo calcetín aunque son capaces de ofrecer más soporte gracias a su compresión regulable. Su mecanismo es similar al del “taping” moderno, en el cual los puntos de presión y la angulación de la faja se pueden calibrar de manera balanceada para maximizar el nivel de soporte.

Además es posible, precisamente gracias a las bandas elásticas que pueden someterse a mayor tensión, hacer que el soporte sea más suave o más intenso.

Si por un lado son definitivamente cómodas, ligeras y poco voluminosas, por otro es necesario tener un poco de paciencia al usarlas ya que hacen falta varios intentos de ajuste para lograr la tensión ideal.   

Tobillera con trenzas

Este tipo de tobillera está diseñado para ajustarse como un traje a la medida en la extremidad de la persona que va a usarlo.

De hecho las trenzas permiten regular la tensión adecuándose a las preferencias o necesidades personales. Son muy prácticas tanto para colocarlas como para quitarlas, siendo posible usarlas con una amplia variedad de calzado.

Es sin duda alguna la mejor opción en caso de esguince o luxaciones.

Tobillera post-operatoria 

Aun cuando una tobillera con trenzas puede ser usada en el período postoperatorio, las tobilleras para uso postoperatorias con toda certeza cuentan con una estructura mejor que se adapta de manera más adecuada a sus objetivos.

Dan mucho más soporte gracias a los listones de plástico acero insertados a los lados, ayudando a que el pie tenga más estabilidad.

Algunos modelos también cuentan con una bisagra que facilita el movimiento natural del pie.

Es importante recalcar que este tipo de tobillera está diseñada específicamente para ser colocada en el pie luego de una intervención quirúrgica a fin de coadyuvar en la recuperación; por lo tanto no resulta la mejor opción para ser usada cuando se hace deporte o cualquier otro tipo de actividad. 

Tobillera rígida

Otro modelo indicado particularmente en el postoperatorio y que sirve para mantener bien alineado el tobillo al ofrecerle todo el soporte lateral necesario para evitar nuevas lesiones.

Este tipo de tobillera puede tener bandas laterales con velcro así como soportes o almohadillas de aire inflables.    

Elegir la talla adecuada

Es importante que la tobillera se ajuste de manera adecuada pero que a la vez no esté tan apretada como para bloquear la circulación de la sangre

En los modelos con trenzas es más fácil ajustar la medida sin embargo siempre es bueno revisar la tabla de tallas antes de ordenar una de estas tobilleras.

Como siempre será esencial revisar las opiniones de los usuarios que ya han usado antes que nosotros el producto dado que, más allá de la medida indicada, cada fabricante tiene estándares ligeramente diferentes por lo que puede variar un poco el ajuste por talla.

Tal como sucede con los zapatos y la ropa, cuando se habla de tobilleras es indispensable que el pie calce bien y que la tobillera rodee el tobillo de manera adecuada a fin de garantizar que sea efectiva y no cause daños adicionales. 

¿Las tobilleras de marca son mejores?

Como en cualquier otro producto, la marca tiene cierto precio sobre el precio final, esto debido a que las fábricas especializadas y con años de experiencia cuentan con tecnología avanzada, llevan a cabo investigación y emplean materiales de primera categoría, duraderos y eficaces aportando el soporte necesario. 

Por su parte las marcas genéricas son menos costosas y con frecuencia logran hacer bien su trabajo cumpliendo con sus funciones de manera discreta. 

  • Si estamos pensando usar una tobillera para esguince por un tiempo breve, como por ejemplo para dejar que sane una torcedura leve; un producto que no sea de marca podría ser la mejor elección. 
  • Ahora bien, si lo que buscamos es conseguir soporte para una condición crónica como por ejemplo la artritis, entonces seguramente será mejor invertir en un producto de marca. 

¡CUIDADO! NO LAS USES POR DEMASIADO TIEMPO…

Usar una tobillera puede darnos una sensación de alivio y soporte tal que podríamos abusar de manera inconsciente. Usar una tobillera para esguince por mucho tiempo podría incidir sobre el tono muscular de la articulación.

De hecho los músculos cubiertos por la tobillera no logran desarrollarse con la actividad física cotidiana ya que su acción se ve limitada, perdiendo de esta forma fuerza y volumen. ¿Eso qué implica? Que el músculo se torna más frágil y por lo tanto es proclive a nuevas lesiones. 

Materiales empleados en la fabricación

Los 3 materiales más utilizados en la fabricación de tobilleras para esguinces son el hydramesh, la lycra y el neopreno.

¿Cuáles son las diferencias entre ellos? Veamoslas juntos:

Hydramesh 

  • Traspirable
  • Confortable
  • Aporta soporte

Neopreno

  • Flexible
  • Suave
  • Confortable
  • Transpirable
  • Retiene el calor del cuerpo y por lo tanto calienta la zona a tratar

Lycra

  • Flexible 
  • Elástica
  • Ligera
  • Transpirable

Aspectos importantes a considerar antes de comprar una tobillera

Elegir una tobillera para un esguince es algo fundamental para una pronta recuperación. Con tantos modelos disponibles entre los que elegir, si no se tiene experiencia o no se cuenta con la asesoría de un profesional, saber cual modelo es el mejor para nosotros puede no ser una tarea fácil.

Sea cual sea el motivo que nos impulsa a buscar una tobillera siempre se deberán tener en cuenta algunos aspectos clave para poder limitar el rango de búsqueda:

Motivo por el que se va a usar

  • Proteger el tobillo de daños eventuales (como por ejemplo daño de los ligamentos)
  • Proveer soporte a un tobillo debilitado por un problema crónico, una lesión presente o secuelas de lesiones pasadas (por ejemplo distensión de los ligamentos)
  • Tratamiento postoperatorio (como por ejemplo después de la ruptura de los ligamentos del tobillo)
  • Para obtener alivio (como en los casos de luxaciones y esguinces del pie)
  • Coadyuvante en un proceso de recuperación (el ejemplo clásico es después de un esguince)

Comodidad

Para ser efectivo la tobillera debe calzar de manera exacta, ni muy justa ni muy holgada.

Una buena tobillera debe ser ajustable en la base del tobillo, bien sea con bandas elásticas o trenzas para poder garantizar que ofrece el máximo soporte, protección y comodidad para el pie.   

Seguridad

Una tobillera para esguinces debe antes que nada hacer bien su trabajo, bien sea facilitar la recuperación, dar protección, proveer apoyo o proteger la articulación de nuevas lesiones. 

Dos factores inciden de manera notable sobre la seguridad del producto: 

  • Material
  • Facilidad de uso

Ambos aspectos están estrechamente relacionados entre sí dado que cuando la calidad del material es pésima, este se debilitará o incluso podría romperse muy rápido y muy probablemente mientras estemos haciendo algún tipo de actividad física. 

Esto podría deberse a dos situaciones diferentes: 

  • El material debilitado no logra ya dar el soporte o la compresión adecuada haciendo que el tobillo se sobrecargue
  • El material se rompe inesperadamente causando un movimiento brusco de la articulación del tobillo generando un trauma por elongación de los ligamentos

En lo que a la facilidad de uso respecta, el riesgo es elegir una talla equivocada y comprar una tobillera que nos quede muy floja y por lo tanto no provea soporte adecuado o, por el contrario, que sea demasiado ajustada y  pueda generar daños a la articulación o alteraciones de la circulación.

Es importante recordar que resulta vital elegir una tobillera bien sea para el pie derecho o izquierda en caso que el modelo así lo requiera. 

Precio 

El precio no siempre refleja la calidad del producto.

Antes de comprar una tobillera para esguinces será necesario investigar profundamente los productos disponibles, algo mucho más allá de una simple comparación de precios. Al analizar todos los detalles de los que hemos hablado hasta ahora, podremos tener una visión adecuada del producto que estamos por comprar.

Recordemos que tanto los pies como los tobillos soportan todo el peso de nuestro cuerpo durante todo el día, permitiéndonos tener equilibrio y estabilidad cuando nos movemos, es por ello que encontrar una tobillera que se adapte a nuestras necesidades y exigencias requiere paciencia y una investigación detallada sobre el tema.

Si después de haber leído toda la información disponible todavía no estamos seguros de cual decisión tomar por nuestra cuenta, entonces es momento de preguntarle a un profesional, bien sea un médico, un farmacéutico, un traumatólogo o un vendedor especializado en el ramo. 


Preguntas frecuentes

¿Puedo usar una tobillera durante todo el día?

Si tenemos que usar una tobillera para esguince como método de rehabilitación o para facilitar la recuperación es importante usarla durante todo el día, incluso durante los períodos de actividad física o deporte (incluida la fisioterapia) ya que esto será lo que permitirá tener mejor soporte y estabilidad para prevenir nuevas lesiones. 

¿Son efectivas las tobilleras?

Las tobilleras son un accesorio muy útil para las personas activas o que sufren algún tipo de problema físico ya que ayudan a recuperar la fuerza de la extremidad al maximizar la estabilidad durante el movimiento evitando de esta forma que el tobillo se esfuerce demasiado. Si el tobillo no se mueve de la manera correcta o no cuenta con un soporte adecuado, entonces tenderá a debilitarse, aumentando el riesgo de nuevos problemas más adelante.

¿Puedo dormir con una tobillera en el pie?

Usar una tobillera durante la noche no está mal, sin embargo antes de hacerlo se recomienda buscar opinión médica experta, especialmente en el caso de lesiones importantes. En estos casos la elección del tipo de tobillera resulta esencial. Por ejemplo, los modelos con soporte extraíble pueden adaptarse para ser usados por la noche retirando el material rígido ya que este no ofrece ningún tipo de soporte extra cuando estamos acostados. 

¿La tobillera se usa debajo o sobre el calcetín?

Pueden usarse sobre los calcetines, incluso los modelos atléticos. El calcetín no interfiere de manera alguna con la función de la tobillera y, de hecho, puede proteger la piel del roce con los elementos rígidos de la tobillera; además facilita la absorción del sudor, especialmente si se utilizan para hacer ejercicio. Si el modelo de tobillera es de trenzas, se deben aflojar muy bien estas antes de colocarlo a fin de poder ajustar la tobillera nuevamente sin que se formen arrugas o bultos por pliegues en el calcetín.