¿Sabes cuál es el tipo de shampoo que le conviene a tu cabello?

Todas queremos un cabello hermoso, saludable y manejable, pero más allá de los cuidados específicos que podamos aplicar, el shampoo cumple un papel protagónico para cumplir ese objetivo. De allí la importancia de conocer los tipos de shampoo que puedes conseguir en el mercado y no solo eso, si no también saber determinar cuál es el que más le conviene a tu melena. 

Tipos de shampoo

Cada tipo de cabello tiene necesidades específicas que deben ser cumplidas por diferentes productos, siendo el shampoo, la base más importante, especialmente si consideramos la frecuencia de uso de este producto. 

El shampoo por sí solo no puede hacer milagros pero utilizar el adecuado según sus ingredientes es clave para que la melena mantenga un equilibrio perfecto. Un buen shampoo puede marcar una gran diferencia en tu cabello, de allí la importancia de no escogerlo a la ligera. Tómate tu tiempo para determinar cuál es la mejor opción para las necesidades de tu pelo y ve probando hasta conseguir los productos que ofrezcan mejores resultados.  

1. Shampoo clarificante

shampoo-clarificante

El shampoo clarificante no es muy diferente al shampoo habitual que utilizas diariamente, solo que es un poco más intenso. Tiene una fórmula más fuerte a base de tensioactivos como cloruros, bromuros, sodio, sulfato de amonio, entre otros, cuyo objetivo es eliminar los restos de suciedad, impurezas y grasas que se acumulan en el cabello.

Si bien es un shampoo seguro de utilizar, no es recomendable que lo uses más de dos veces a la semana porque puede resecar tu pelo. De hecho, si tienes cabello fino  y quebradizo, lo mejor es no utilizar este tipo de productos. También debes evitar su uso si tienes el cabello teñido porque puede dañarlo seriamente. 


2. Shampoo diario

shampoo-diario

Si lavas tu cabello todos los días, éste es el shampoo que debes utilizar. Este tipo de shampoo diario es mucho más suave que los shampoos que generalmente utilizamos y esto se debe a que los tensioactivos de la fórmula no son tan intensos. De hecho, son muy similares a los utilizados para la elaboración de los shampoos para bebés. 

El shampoo diario no reseca ni daña el cuero cabelludo, ya que no elimina por completo los aceites naturales. Al no limpiar tan profundamente, el cabello luce mucho más suave, brillante y saludable. Dependiendo de tu tipo de cabello, quizás puedas combinar el shampoo de uso diario con uno clarificante una vez a la semana.


3. Shampoo voluminizador 

shampoo-voluminizador

Si tienes el cabello seco y fino, el champú voluminizador es una gran alternativa para hacer que luzca mucho más abundante. Es ideal si tu pelo es fino, con tendencia a la rotura y propenso a la caída. También es una opción a considerar durante el invierno porque las bajas temperaturas hacen que el cabello luzca mucho más plano y sin vida. 

Dentro de la amplia variedad de shampoos voluminizadores, hay algunos más recomendables que otros. Por ejemplo, opta por un shampoo que además de otorgar volumen también contenga proteína para fortalecer cada fibra capilar. Por otro lado, si tienes el cabello teñido, este tipo de shampoo evita que el color se desvanezca tan rápido.  


4. Shampoo sin sulfatos

shampoo-sin-sulfatos

El sulfato es el ingrediente que hace que se haga espuma cuando lavas tu cabeza. Es un ingrediente clave para eliminar el exceso de grasa y suciedad pero sin ser tan abrasivo con el cuero cabelludo. Este tipo de shampoo es el más recomendado para las personas con piel sensible.

Los shampoos sin sulfato también son una buena alternativa para prolongar las tinturas en el cabello, de allí que su uso sea recomendable si tienes el pelo teñido. De igual forma, los cabellos secos también pueden beneficiarse porque es un shampoo que limpia pero no elimina el aceite natural que se genera en el cabello. 


5. Shampoo para cabello graso

shampoo-para-cabello-graso

Si tienes cabello graso es posible que tengas una lucha constante con la limpieza de tu pelo. Para muchas personas con este tipo de pelo, la solución es lavarlo todos los días; sin embargo, esta acción (exceso de lavado), además del uso de productos inadecuados, lo único que logra es aumentar la grasa. 

La solución es comprar un shampoo especialmente formulado para cabello graso. Este tipo de shampoo es muy efectivo para controlar la producción de sebo, elemento clave que hace que nuestro pelo se vea brillante y sucio. Es un shampoo muy similar a los clarificadores, ya que limpia más profundamente el cuero cabelludo. En este caso es recomendable que optes por un shampoo que contenga ácido salicílico para eliminar la resequedad y células muertas. 


6. Shampoo seco

shampoo-seco

El shampoo seco es una opción que siempre debemos tener en casa, ya que nos permite lucir un cabello limpio y con buen olor sin tener que lavarlo. Por supuesto, no es una alternativa para usar todos los días porque puede resecar el cabello y generar caspa, pero es una gran solución para días en que no disponemos de mucho tiempo.

Este tipo de shampoo no es muy diferente a un spray normal para el pelo: lo aplicas y él absorbe como por arte de magia la grasa. El resultado es un cabello limpio, volumen y con un brillo espectacular. Asegúrate de comprar un shampoo seco de calidad que no deje residuos visibles. 


7. Shampoo hidratante

shampoo-hidratante

El cabello se torna seco y débil cuando el cuero cabelludo no genera suficiente aceite natural para mantenerlo humectado. Si ese es tu caso, la solución es optar por un shampoo reparador hidratante.

El shampoo hidratante es clave para mantener la humedad natural y preservar el aceite natural. Por supuesto, además de utilizar un shampoo que hidrate profundamente, evita productos y hábitos que dañen la salud de tu melena. El uso de secador constante, la plancha y el exceso de lavado también contribuyen a eliminar la humedad, lo que genera puntas abiertas y hebras capilares muy débiles. 


8. Shampoo para cabello teñido

shampoo-para-cabello-teñido

El cabello teñido requiere de cuidados especiales por diferentes razones, siendo las más destacadas prolongar la coloración y también proporcionarle más hidratación a cada fibra capilar, ya que el tinte genera daños profundos, incluso los menos abrasivos. 

A diferencia de los shampoos normales, los que son hechos para cabello teñido no tienen esos ingredientes que pueden dañar el color, como es el caso de los parabenos o el sulfato. También es recomendable que entre los ingredientes se encuentren elementos como la vitamina, proteínas y aceites saludables. Todos estos elementos en conjunto son muy efectivos para hacer tu pelo más hermoso, brillante y saludable. 


9. Shampoo dos en uno

shampoo-dos-en-uno

Este producto ofrece limpieza y acondicionamiento en una sola botella. Es una opción ideal por su practicidad, especialmente cuando vamos de viaje y queremos ahorrar espacio en el equipaje. 

También puede ser una buena alternativa para algunas personas pero, en general, no funciona tan bien como adquirir los dos productos por separado y la razón es la imposibilidad de controlar de manera efectiva la cantidad de shampoo limpiador y la cantidad de acondicionador. Sin embargo, puedes probarlo si quieres ahorrar tiempo en la ducha diaria. 


10. Shampoo orgánico

shampoo-orgánico

Los ingredientes naturales son los protagonistas de los shampoos orgánicos, de allí que sean una magnífica alternativa si tienes la piel sensible o el cabello muy maltrato. Este tipo de shampoos están hechos con aceites esenciales y otros elementos que nutren profundamente sin dañar el cabello.

Los shampoos orgánicos son un poco más costosos; sin embargo, hay buenas opciones que se pueden adaptar a todos los presupuestos. Si tienes la oportunidad, no dejes de probar estas alternativas naturales porque ofrecen muchos beneficios, independientemente de tu tipo de cabello. 


11. Shampoo medicinal

shampoo-medicinal

El shampoo medicinal o botánico es una opción indicada para personas que sufren de problemas más específicos como la descamación o para tratar infecciones fúngicas o bacterianas. Generalmente, los ingredientes presentes en este tipo de shampoo son el ácido salicílico, zinc y ketoconazol.

Lo más recomendable, en este caso, es buscar la asesoría de un médico, ya que algunos ingredientes presentes en estos shampoos pueden generar efectos secundarios.


12. Shampoo de nadador

shampoo-de-nadador

¿Sabías que hay shampoos específicos para las personas que practican natación? Esto se debe, principalmente, a que los nadadores suelen tener el cabello delgado y quebradizo gracias al cloro presente en las piscinas. 

Es fundamental lavar el cabello con un shampoo de alta calidad que penetre en los folículos pilosos y así estimular la generación de los aceites naturales en el cuero cabelludo. Ayudar a mantener la humectación es clave para que el pelo se mantenga fuerte y saludable pese al contacto constante con el cloro. 


13. Shampoo normal

shampoo-normal

El shampoo normal está indicado para los cabellos normales que no tienen necesidades especiales. Tienen ingredientes que limpian suavemente el cuero cabelludo sin eliminar por completo el aceite de la zona. 

El funcionamiento de este shampoo es muy simple: limpia e hidrata. Si tu cabello no es seco, frágil o graso, esta es una buena opción que debes probar para continuar manteniendo el equilibrio del mismo (algo que no es muy fácil de lograr). 


14. Shampoo de proteína

shampoo-de-proteína

El shampoo proteico o de proteína es magnífico para reparar cada fibra capilar, por lo que está indicado para cabellos frágiles, muy finos y con tendencia a la rotura. En este caso, no importa si tienes el cabello teñido o con canas, ya que la queratina hidrolizada que contienen estos shampoos fortalecen desde la raíz hasta las puntas. 

Además de la queratina hidrolizada, también pueden estar hechos con proteínas vegetales que también son muy efectivas para reparar, poco a poco, el cabello. Con el uso regular podrás observar como tu pelo recupera su brillo natural. 


15. Shampoo para definir los rizos

shampoo-para-definir-los-rizos

Los rizos son sexys pero también requieren de mucho trabajo para mantenerlos perfectos y bien hidratados. Además de utilizar productos específicos, siempre debes utilizar un shampoo para definir los rizos

¿Sabes cuantos tipos de shampoo hay para cabello rizado? Ante tantas opciones, lo más recomendable es optar por aquellos que contengan entre sus ingredientes proteínas hidrolizadas y aminoácidos. Estos elementos son claves para hidratar, mantener la humedad y definir los rizos. 

Para estimular el crecimiento del cabello es esencial escoger un buen shampoo. No escatimes con estos productos, ya que son la clave para que tu melena se vea fabulosa todo el tiempo. Por supuesto, recuerda que un buen shampoo no es milagroso, por lo que es importante que siempre utilices productos especializados según las necesidades del mismo, allí radica la base del éxito.